El castellano viejo 【resumen y personajes】

Mariano J. de Larra fue un reconocido escritor que paso gran parte de su vida escribiendo artículos fuera de lo común y muy revolucionarios para su época.


En el año 1832 presento un artículo en el periódico El pobrecito hablador, el cuál paso a convertirse en un texto literario de altísimo nivel, El castellano viejo.

Para no entrar en más detalles pasaremos a darte a conocer el resumen y los personajes de El castellano viejo.

Así que presta mucha atención a lo siguiente, si lo crees conveniente puedes tomar nota.

Personajes de El castellano viejo

Principales

Fígaro

Como se puede apreciar en todo el articulo aparece un narrador, el nombre del personaje es Fígaro.

Se trata de un narrador interno, ya que forma parte de la historia al participar en ella, hablando de sí mismo en primera persona.

Dentro de la clasificación como narrador interno, es ubicado como personaje principal.

También se le puede considerar como un narrador omnisciente, ya que sabe todo lo que pasa en el artículo e incluso lo que piensan los personajes.

Habla en todo el artículo en tiempo pasado, por ello, se puede considerar como una narración retrospectiva.

Braulio

Es un personaje que representa al típico castellano viejo, un hombre leal y basto, pero maleducado y patriótico.

Tiene un comportamiento que se basa en las tradiciones costumbristas castellanas, y es el tipo de personalidad que no acepta Larra sin ninguna razón.

Secundarios

Grupo de la mesa

En este grupo se encuentran personas que tienen la misma personalidad de Braulio y quienes conforman su mismo estatus social.

Son hombres que comparten sus mismas costumbres.

Don Marcelo

Es un literario que se queja de las personas que ofendan a quienes aman su patria.

Es un personaje tan patriótico que no tolera pagar a un diarista que tenga malos servicios, Larra califica esto como algo estrepitoso.

Por los conocimientos de Larra, este personaje se describía como un señor con grandes riquezas que ofendía a su patria con sus comentarios picaros.

Resumen de El castellano viejo

Esta novela comienza con el encuentro de dos personajes llamados Fígaro y Braulio, este último es conocido por ser una persona arrogante y grosera, ya que cada vez que se encuentra a alguien en la calle y se para a saludarla, siempre la saluda con una grosera palmada en la espalda.

Ese día que estos dos amigos se encontraron en la calle, Braulio le dice a Fígaro que lo invita a una comidaena su casa, pero Fígaro no muy convencido termina cediendo y decide ir a casa de su amigo.

A pesar de la diferencia de comportamientos de estos dos personajes, ellos decían ser amigos ya que uno acostumbraba a tener modales elegantes y finos, el otro no le importaba nada más que vivir la vida a como fuera.

Así que llego el momento en el que se reunirían en casa de Braulio, este tenia preparada una fiesta en casa e invito a tres personas para que llegaran a animar la fiesta, con actividades para poder divertirse.

Sin embargo, estos tres en ultimo momento terminaron cancelando su llegada a casa de Braulio.

En casa de Braulio habían mas invitados en la fiesta, cuando Fígaro llego, pero el con sus modales tan elegantes se sintió bastante incomodo.

La incomodidad de Fígaro era debida a que su amigo dijo que durante la fiesta no quería a nadie con etiquetas, ya que a Braulio no le gustaba ese comportamiento.

Braulio hace la invitación para sentarse en la mesa para degustar lo que se había preparado para ese día, todos se acercaron a la mesa y a Fígaro le corresponde sentarse a la par de un pequeño niño de cinco años, al otro lado un aciano que le triplicaba la edad.

Estaban todos comiendo en una mesa diminuta y se aburrieron con los cumplimientos que se decían para dar y recibir los platos.

Los invitados comenzaron a quejarse de lo mal que se había preparado la comida, exponían que el pescado estaba pasado, que el vino era de muy mala calidad, entre otras criticas que hacían.

Braulio para librarse de esta situación, expuso que la criada era la responsable de que la comida estuviera en pésimas condiciones.

Mientras los minutos avanzaban, el conflicto entre todos los invitados se hacia mas grande.

Por otro lado la situación en la que se encontraba Fígaro era demasiada incomoda, ya que no solo la comida era inapropiada para el, sino que también el niño y el anciano lo habían manchado de restos de comida.

Creció aun mas el alboroto y la conversación, cuando finalmente Fígaro, harto de la situación, decidió irse de la casa de Braulio.

Fígaro pensaba que este lugar era un sitio infernal, ya que para el todos los de la fiesta eran denominados castellanos viejos.

Se dio cuenta de que no podía relacionarse con personas con una cultura muy distinta a la de el.

Deja un comentario