El milagro más grande del mundo 【resumen y personajes】

Og Mandino, es el escritor de este libro, en el que nos relata un poco de su vivir y de como fue que en el preciso momento en el que su vida estaba a punto de derrumbarse apareció una persona que lo ayudo a salir de su depresión y lo guio a un camino mejor, lleno de éxito y de esperanza, con el fin de poder ayudar a mas personas en situaciones similares a la de él. Es por esa razón que llamo a su libro “el milagro más grande del mundo”.


Personajes de El milagro más grande del mundo

Simón

Era un hombre con la profesión de trapero, pero no de desperdicios sino de humanos, ya que ayudaba a las personas a salir de su depresión y a encontrar el camino al éxito. Él se convierte en el mejor amigo y modelo espiritual de Og.

Og Mandino

Es el protagonista y escritor de este libro. A lo largo de esta historia, este escritor nos narra a detalle lo sucedido durante un lapso de su vida y como fue que termino encontrándole un sentido a su vida.

Resumen de El milagro más grande del mundo

Esta historia comienza con el relato de un hombre llamado Og Mandino, quien era un famoso escritor. Un día de invierno se encontraba intentando ingresar a uno de los parqueos mas cercanos al edificio de su trabajo, pero para su mala suerte el mecanismo de barra del parqueo tenia fallas, por tal razón era imposible que lograra entrar. A la orilla del parqueo se encontraba un hombre alimentando a unas aves, este al percatarse de que Og no podía entrar, decidió ayudarlo, sujetando la barra con sus brazos extendidos, a Og le pareció un tanto curiosa la forman en la que sostenía la barra y aun mas que este hombre portaba con él un crucifijo, a Og le figuro este hombre a Jesús, cuando él se bajo se su auto para agradecerle a aquel hombre su ayuda, este ya había desaparecido como si nada. Al paso del tiempo nuevamente Og se vuelve a encontrarse con aquel hombre que lo ayudo, aprovecha la ocasión y le agradece su ayuda, este hombre llamado Simón le hace la invitación de ir a su casa la cual queda a pocos pasos del parqueo. Og acepta y se marchan juntos camino a casa de Simón. Al llegar allí Og se da cuenta que aquel hombre es amante de la lectura, ya que tiene un estante enorme repleto de libros. A Og le despierta la curiosidad de saber de que tratan aquellos libros, Simón le dice que todos esos libros están relacionados, ya que hablan acerca del milagro más grande del mundo, que consiste en que muchas personas mueren antes de haber conseguido sus sueños y metas, estas personas se olvidaron de la ambición de conseguir una vida mejor, pero el milagro sucede cuando estas personas pueden resucitar y regresar de la muerte para retomar sus sueños. Pero lamentablemente muchas personas no logran entender la verdad hacer de mensaje que se les da para que suceda en ellos el milagro.  Og intrigado le pregunta a Simón a que profesión se dedica, a lo que este le responde que es un trapero, pero no un trapero normal que recoge desperdicio, sino uno que se encarga de recoger a personas que han perdido su dignidad y se han olvidado de lo mucho que valen, el trabajo de Simón es ayudarlos a cambiar su manera de pensar y orientarlos a tener una nueva esperanza, Simón le aclara a Og que el no pretende tomar el papel de Dios, ya que el solamente es un instrumento de Dios, que por medio de él Dios puede hacer milagros. Og desconcertado no entiende del porque Simón pierde su tiempo hablándole de milagros a un hombre que es presidente de una compañía exitosa y muy rica de libros. Al final ambos hombres se despiden y Simón le pide a Og que la próxima vez que se vean lleve con el un libro llamado best seller. Días después Og y Simón se vuelven a encontrar en la entrada del parqueo, simón le recuerda la petición del libro, así que acuerdan verse por la noche de ese día. Og decide regalarle el libro a simón, indeciso por saber que escribiría en la dedicatoria del libro, termino escribiendo “para el mejor trapero de Dios”. Og por la noche se presenta en casa de Simón, él comienza la charla preguntándole a Og que si le gustaría saber si su libro fue tocado por la mano de Dios, a lo que este le responde que no sabría. En medio de la plática ambos charlan acerca de la posibilidad de haberse conocido en tiempos pasados, Simón le cuenta a Og que el era dueño de la compañía exportadora e importadora más grande de Alemania. Og recuerda haber escrito un libro con una historia similar a la de Simón, su libro fue nombrado como el vendedor más grande del mundo. Og le pregunta a Simón que si ya había leído su libro,  a lo que éste le responde que no, entonces Og le cuenta que trata sombre la vida de un joven quien es enviado por su amo a vender un manto a Belén, éste al no conseguir venderlo decide regalárselo a una pareja de esposos para que pudieran acobijar a su recién nacido el cual se encontraba durmiendo en un pesebre. Este hombre devuelta con su amo se percata que en el camino una estrella lo persigue, ésta le entrega diez pergaminos en los que contienen consejos para lograr el Éxito. Este joven trata la manera de poner en práctica todos los consejos escritos en los pergaminos. Al aplicarlos este hombre logra convertirse en un hombre rico y poderoso dueño de una compañía exportadora e importadora más grande de Alemania, y así el resto del relato del libro era todo aquello que simón le había contado sobre su vida. Og intrigado por las coincidencias, decide indagar mas sobre la vida de Simón, así que le pregunta sobre su familia, Simón le cuenta que durante el periodo de mandato de Hitler, el tuvo que viajar y estando lejos de su familia fue informado que su esposa y su hijo habían terminado en manos de los nazis y que para poder liberarlos él debía otorgar por completo su compañía, Simón en su desesperación acepto, pero lamentablemente nunca mas volvió a ver a su esposo ni a su hijo. Tras lo sucedido Simón decide migrar hacia los EEUU, en donde terminó trabajando como portero de una escuela y viviendo en el edificio mismo en el que vive ahora. Al final Og le pregunta sobre el nombre de su esposa y en ese preciso momento Simón se encontraba abriendo el libro en la pagina en donde se da cuenta que es el mismo nombre de su esposa Lisha. Avanzada ya la noche, Og se despide de simón y se marcha. Trascurrido un mes estos dos hombre se vuelven a encontrar, Og le agradece a Simón porque el cree que le a dado muy buena suerte. Durante ese mes de ausencia Og se encontraba en un viaje de negocios en el que una gran editora de ediciones de bolsillo había comprado los derechos de impresión de su libro. Og le comento a Simón que también había regresado a la iglesia a la cual por mucho tiempo se había alejado. Estando en la iglesia recordó las veces que acompañaba a su madre a misa y de los sueños que ella tenia de él, ella creía que en un futuro seria un gran escritor aunque en ese momento no contaban con los recursos económicos suficientes, lamentablemente su madre falleció antes de poder ver triunfar a su hijo. Después de un rato de charlar sobre su vida, Og le pregunta a Simón que a cuantas personas él había ayudado, Simón le responde que han sido alrededor de cien personas, en un principio él había intentado ayudar a las personas de diferente manera, según fuera su personalidad, pero después se dio cuenta de que todas las personas aunque fueran diferentes buscaban el mismo objetivo que y era el ser feliz. Lo único que Simón debía hacer era alimentarlos a encontrar el camino por medio de la esperanza. Simón también le comento a Og que él ya era demasiado viejo y que debía dejar su puesto de trapero a alguien más antes de morir, él creía que la persona adecuada era Og, pero que antes él debía poder en práctica aquellos consejos de los diez pergaminos descritos en su libro. El tiempo pasó y Og seguía frecuentando cada vez mas a Simón, al grado de considerarlo como su padre, consejero y su mejor amigo. Llego el día en el que Simón estaría en su cumpleaños numero setenta y cuatro, Og como era de costumbre llego a casa de Simón, pero esta vez llevaba con el como regalo un geranio de cristal, él sabia que los geranios eran los favoritos de Simón, éste al quedar sorprendido por el detalle de Og no pudo contener sus lagrimas al saber que era el primer regalo que recibía treinta y cinco años después. Ese día en medio de charlas Og le comenta a Simón que se siente listo para poder tomar posesión del memorándum de Dios, el cual Simón le entregaría, pero este le dice que aun no es el tiempo y que debe esperar un poco mas, Og le dice a Simón que promete hacer del Memorándum de Dios parte de su próximo libro al que llamará el milagro más grande del mundo, para que las personas sepan la manera en la que el milagro puede surgir.

Un día Og recibió en su oficina un paquete que en la información del remitente lo único que decía era “un regalo de despedida de parte de un viejo trapero” a Og le pareció un tanto misterioso el paquete, así que decido averiguar con sus compañeros de oficina e incluso con el portero del edificio para ver si alguien se había dado cuenta de quien era la persona que había dejado el paquete en su escritorio, pero nadie había visto nada. Og decido ir a buscar a Simón al edificio en donde vivía, pero para su sorpresa en el lugar estaba viviendo otra persona, quien le aseguro que él llevaba más de cuatro años viviendo allí, y que durante ese tiempo no había conocido a nadie con el nombre de Simón. Og sorprendido y confundido decido salir en busca de Simón, lo busco con la policía, en los hospitales y en la morgue, pero nadie sabía nada de Simón. Og se sentía aterrado, pues no creía haber soñado a Simón, él estaba convencido de que había interactuado con él y la única evidencia que tenia era el paquete que recibió, así que de inmediato lo abrió y comenzó a leerlo, éste decía que no se preocupara que era su despedida, también le explica que los traperos no están acostumbrados a recibir regalos, eso era señal de que Og había llegado a apreciar a Simón, al igual que Simón a él. Pero había llegado el momento de separarse, porque al lugar a donde el iba no lo podía seguir Og. Simón le die a Og en el paquete, que aun existe un trato por cumplir entre ellos y es el de cumplir con el Memorándum de Dios, que quedaba en posesión suya para aplicarlo primero a su vida para resucitar su cuerpo y mente de la muerte viviente, para lo cual se debían seguir algunos pasos:

  • Marcar en su calendario ese día y contra a partir de allí cien días mas.
  • Buscar un alfiler de gancho y un pedazo de tela blanca para formar un amuleto el cual es utilizado por los traperos, simbolizando que se esta tratando de vivir conforme al Memorándum de Dios y que se esta viviendo en un proceso de cambiar su vida de alfileres y trapos fracasados por los grandes tesoros de una vida mejor.
  • Por ningún motivo deberá revelar el significado de su amuleto durante esos cien días.
  • Deberá leer el Memorándum de Dios durante cien días antes de acostarse.

Simón le dice también, que al cumplir con los cien días él será un milagro viviente y que a partir de allí deberá encontrase con alguien que necesite de su ayuda, esa persona deberá recibir su amuleto y el Memorándum de Dios, y algo más que eso deberá darle cariño. Simón reta a Og a saber utilizar de manera apropiada el Memorándum de Dios, lo bendice y le pide que siga escribiendo pues el mundo lo necesita. Og decide seguir las instrucciones y cumplir con la última voluntad de Simón. Al paso del tiempo Og se encuentra en su oficina celebrando la Navidad, y al finalizar la celebración le surge la idea de hablarle a su editor, al que le comenta  que ha escrito un nuevo libro que quiere publicar el cual llamará  “El milagro más grande del mundo ”, al termina de hablar con su editor Og se marcha del edificio pero al salir su mirada se dirige a la ventana del que solía ser el apartamento de Simón, desde lejos pudo observar sembrado en un macetero aquel geranio que él le había regalado a Simón el día de su cumpleaños.

Deja un comentario